Cancún.- El hombre, de oficio barbero, que fue llevado a la fuerza desde su local y subido a un automóvil, ayer en la Región 220, fue hallado hoy descuartizado en la colonia irregular El Pedregal.

El cuerpo desmembrado estaba al interior de un tambo, tapado por varias bolsas, en un camino de terracería de este asentamiento, a cerca de un kilómetro de la avenida Cancún (“Las Torres”).

Al lugar llegó la Policía Municipal, Militar y Naval, así como la Gendarmería, seguido de los peritos de la Fiscalía, que constataron que el cuerpo presentaba múltiples moretones, indicativo que había sido golpeado, tal vez torturado, previo a que le dieran muerte.

La hermana del difunto arribó al lugar y confirmó que se trataba del dueño de una barbería en la Región 220 de la ciudad, que ayer por la tarde fue “levantado” por sujetos armados.